Poemas, cartas, vida y obra de la autora. Un blog bilingüe

de Elizabeth Conte Chassin-Trubert.

domingo, 4 de agosto de 2013

EMILY DICKINSON. 607



 Georges de la Tour (1593-1656). Pintor francés.
Detail from Joseph the Carpenter, 1642.






De cercanía a sus Cosas alejadas
El Alma tiene temporadas especiales-
En las que la Oscuridad –parece la Rareza-
La Claridad –fácil- resulta-

Las Formas que enterramos, habitan por doquier,
Familiares, en las Habitaciones-
Sin mancha del Sepulcro,
El Compañero de Juegos Consumido regresa-

Con la misma Chaqueta que llevaba-
Abotonada hace mucho en el Molde
Desde que los dos- mañanas viejas, de Niños-jugábamos-
Divididos –por un mundo-

La Tumba devuelve lo Hurtado-
Los Años, nuestras Cosas robadas-
Nudos de Apariciones resplandecen
Y nos saludan, con sus alas-

Como si –fuéramos nosotros-parecidos-
Y Ellos –los que aguardaban el reencuentro-
Y fueran ellos, y no nosotros,
Quienes vivieron el duelo.




Traducción: Amalia Rodríguez Monroy



Of nearness to her sundered Things
The Soul has special times-
When Dimness –looks the Oddity-
Distinctness –easy-seems-

The Shapes we buried, dwell about,
Familiar, in the Rooms-
Untarnished by the Sepulchre,
The Mouldering Playmate comes-

In just the Jacket that he wore-
Long buttoned in the Mold
Since we-old mornings, Children- played-
Divided –by a world-

The Grave yields back her Robberies-
The Years, our pilfered Things-
Bright Knots of Apparitions
Salute us, with their wings-

As we –it were- that perished-
Themself –had just remained till we rejoin them-
And ‘twas they, and not ourself
That mourned.




Emily Dickinson


2 comentarios:

Clarissa Rodriguez dijo...

Hoy estuve mirando algunas fotos de Annie Leibovitz,de su libro "Pilgrimage", de la casa de Emily Dickinson. Detalles de los botones de su vestido que la fotógrafa dice que le llamaron la atención porque lo hacían único.
Ese comentario hace muy especial este poema 607.
Gracias por compartirlo

(la pintura que incluyes es maravillosa)collaviec

Elizabeth Conte Chassin-Trubert dijo...

Muchísimas gracias por la visita y tu comentario, Clarissa. Acabo de revisar en la web el trabajo de Annie Leibovitz y vi la fotografía del botón, es impresionante. Ese libro debe ser muy interesante.
¡Un fuerte abrazo!